Reportaje

Nueva generación de defensores de los derechos humanos y de la salud inspirada por el Dr. Jonathan Mann

10 de diciembre de 2008

20081124photo04_200.jpg
El director ejecutivo de ONUSIDA, el Dr. Peter Piot, 24 de noviembre de 2008
Fotografía: ONUSIDA/M. Girardin

“Le hemos perdido, pero nos queda el legado que nos dejó", afirmó el juez Michael Kirby, del Tribunal Supremo de Australia, refiriéndose al Dr. Jonathan Mann, epidemiólogo, abogado y científico que puso de manifiesto los vínculos inextricables entre los derechos humanos y la salud pública.

Para conmemorar su fallecimiento prematuro hace diez años y celebrar su legado y el 60º aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, ONUSIDA, la OMS y ACNUDH organizaron el evento “VIH, salud y derechos humanos: El legado actual de Jonathan Mann” el 25 de noviembre de 2008.

Este evento conmemorativo reunió a diversos amigos y compañeros del Dr. Mann junto con profesionales de derechos humanos, médicos de medicina general y especialistas en el VIH para prestarle un emotivo tributo.

El director ejecutivo de ONUSIDA, el Dr. Peter Piot, habló de la importancia de la influencia de Jonathan Mann en las primeras respuestas al sida. “Si fuera otra persona la que hubiera estado al frente del Programa Mundial sobre el Sida, lo habría creado partiendo de otras ideas, con unos conceptos anticuados sobre la salud pública, como la cuarentena y las pruebas obligatorias. La respuesta al sida habría sido bastante diferente, y probablemente catastrófica”, afirmó el Dr. Piot.

Ver la humanidad de los afectados y conseguir recursos para ellos

20081124photo10_200.jpg
Fotografía: ONUSIDA/M. Girardin

El Dr. Piot explicó que el Dr. Mann fue uno de los precursores en considerar el VIH algo más que un virus, que él “vio inmediatamente las implicaciones sociales y políticas” de la enfermedad. “Fue como un jugador de ajedrez a la hora de conocer y anticipar el siguiente movimiento del virus, así como al identificar a las personas que no querían abordarlo", afirmó Peter Piot.

El juez Michael Kirby, del Tribunal Supremo de Australia, quien asesoró al Dr. Mann cuando era director del Programa Mundial sobre el Sida, dio un discurso realmente convincente. El juez Kirby recordó la principal convicción de Mann en su primera reunión: “El sida es una cuestión que afecta a las mujeres, ... un problema para ellas debido a su falta de poder".

El juez Kirby también habló emotivamente del liderazgo inspirador del Dr. Mann, y alentó al personal de las Naciones Unidas y al resto de invitados a continuar la labor de Mann con su misma imaginación y valor. También aprovechó la oportunidad para agradecer al director ejecutivo de ONUSIDA, el Dr. Peter Piot, su liderazgo y su defensa inquebrantable de los derechos humanos en la respuesta al sida.

En el evento se estrenó un documental sobre Jonathan Mann producido por The Face of AIDS titulado “Jonathan Mann: Legado de un defensor de los derechos humanos”, que incluía entrevistas de finales de los 80 en las que Mann explicaba la manera en la que el sida pone de manifiesto y empeora las desventajas y los problemas ya existentes, haciendo que los derechos humanos sean esenciales en cualquier respuesta al VIH.

20081124photo82_200.jpg
Fotografía: ONUSIDA/M. Girardin

En el debate posterior se recordó la petición del Dr. Mann de que se comprendiera a las personas que están detrás de la enfermedad, ilustrando el significado actual de su mensaje.

Una mesa redonda en la que participaron antiguos compañeros de Mann y moderada por Kevin M. De Cock, director del departamento sobre VIH y Sida de la OMS, reflexionó sobre su figura y revivió su compromiso delante de los 140 invitados, quienes representaban a diferentes generaciones de la respuesta al sida.

Se señaló asimismo como la defensa incansable de Jonathan para promover una respuesta inclusiva al VIH implicando a las personas seropositivas, los profesionales del sexo, los usuarios de drogas inyectables y a los hombres que tienen relaciones sexuales con hombres contribuyó a un cambio radical en la manera en que las Naciones Unidas y el mundo respondían al VIH.

“Para él, la voz de un profesional del sexo y la voz de un presidente tenían la misma importancia", recordó Teguest Guerma, directora adjunta del departamento sobre VIH y sida de la OMS.

20081124photo32_200.jpg
Fotografía: ONUSIDA/M. Girardin

Daniel Tarantola, profesor de salud y derechos humanos en la Universidad de New South Wales, Australia, recordó el sentido práctico fundamental del mensaje de Jonathan: "Le guiaba la utilizad práctica de los derechos humanos como un marco para responder al VIH". Tanto Daniel Tarantola como Sophia Gruskin, directora del programa sobre salud internacional y derechos humanos de la Escuela de salud pública de Harvard, hablaron del liderazgo sin igual del Dr. Mann al vincular por primera vez el VIH y el respeto de los derechos humanos.

Quedó de manifiesto que la pasión del Dr. Mann tambén también ha inspirado a una generación más joven que nunca lo conoció. Korey Chisholm, joven investigador asociado a ONUSIDA, describió como el enfoque del Dr. Mann para explicar los derechos humanos a todos de manera simple y directa le iba a servir de gran ayuda cuando volviera a su país natal, Guyana, para fomentar la capacidad entre las redes de profesionales del sexo y hombres que tienen relaciones sexuales con hombres. Chisholm señaló que este enfoque ayudará a las personas a conocer sus derechos y a defenderlos debidamente.

Importancia actual de los derechos humanos para la salud y el VIH

Posteriormente, Jonathan Cohen, del Open Society Institute, moderó un debate sobre la importancia de los derechos humanos para la salud y el VIH en vistas de algunos de los problemas actuales relativos a esos derechos.

Cohen comparó las similitudes y la urgencia de uno de los mensajes clave de Jonathan Mann en un artículo publicado en 1988 titulado "Salud y derechos humanos: si no es ahora, ¿cuándo?”, con la Declaración de 2007, firmada por 600 organizaciones, titulada "Derechos humanos y VIH/SIDA: Ahora más que nunca”.

20081124photo74_200.jpg
Fotografía: ONUSIDA/M. Girardin

Mark Heyward, director de AIDS Law Project y vicepresidente del Consejo Nacional de Sida de Sudáfrica, pidió que se diera una nueva dirección a la respuesta al sida reconociendo la importancia de los derechos humanos y señaló la necesidad de ir más allá de las palabras.

Gracia Violeta Ross Quiroga, de la Red boliviana de personas que viven con el VIH/SIDA, retando a todos los presentes a recordar las palabras del Dr. Mann como si todavía viviera, señaló que su mensaje es tan pertinente hoy en día como entonces. "¿En qué momento perdimos la pasión que él aportó?"

Ross también planteó que el debate sobre el VIH sería diferente si el Dr. Mann siguiera vivo. Tal y como señaló el Dr. Peter Piot, “Jonathan Mann veía más allá de la salud de una persona. Veía a través del paciente una sociedad enferma”. Hoy en día se sigue necesitando una visión así.

Este evento fue patrocinado por el Programa Conjunto de las Naciones Unidas sobre el VIH/SDA (ONUSIDA), la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Oficina del Alto Comisionado para los Refugiados, y contó entre sus invitados con representantes de la secretaría de ONUSIDA y sus copatrocinadores, el Fondo Mundial, así como de otras organizaciones y misiones de los gobiernos.

Reportajes relacionados

Copatrocinadores:

Organización Mundial de la Salud

Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos


Centro de prensa:

El ONUSIDA reconoce el legado en derechos humanos y salud de Jonathan Mann en el décimo aniversario de su fallecimiento (2 de septiembre de 2008) (pdf, 33 Kb) (en inglés)


Multimedia:

Celebración en honor de Jonathan Mann y del 60º aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos (24 de noviembre de 2008)

Ver vídeo de este evento(en inglés)