El Banco Mundial diseña una nueva estrategia sobre el sida para 2007-2011

Bookmark and Share

Reportaje

El Banco Mundial diseña una nueva estrategia sobre el sida para 2007-2011

14 de mayo de 2008

080514-wb-200.jpg
La nueva publicación: El compromiso del
Banco Mundial con el VIH y el sida en
África: Nuestro plan de acción, 2007-2011,
informa de que el sida sigue siendo la
principal causa de muerte prematura y una
de las mayores amenazas al desarrollo
de África.

En un nuevo informe publicado el 14 de mayo de 2008, el Banco Mundial reafirma su compromiso de mantener a largo plazo una respuesta al sida en África.

Esta nueva publicación, El compromiso del Banco Mundial con el VIH y el sida en África: Nuestro plan de acción, 2007-2011 (en inglés), informa de que el sida sigue siendo la principal causa de muerte prematura y una de las mayores amenazas al desarrollo de África. Asimismo, expone que la enfermedad ha afectado de manera desproporcionada a mujeres y niñas, que necesitan el poder jurídico, social y económico necesario para poder protegerse, acceder al tratamiento y a la atención, invertir la infección y poner freno al estigma.

El Plan de acción es una hoja de ruta que servirá de guía durante los próximos cinco años al personal del Banco Mundial. Pone de relieve las lecciones aprendidas hasta el momento e identifica qué pasos tendrá que dar el Banco Mundial para garantizar su respuesta a las demandas de apoyo económico, técnico, analítico y de colaboración de los países miembros y otros asociados.

El Banco afirma que se está alejando de su papel inicial de ofrecer una “respuesta de emergencia” como principal financiador de los programas del VIH, en favor de una nueva misión con cuatro objetivos estratégicos nuevos. Éstos incluyen: a nivel mundial, asesorar a los países sobre cómo gestionar adecuadamente la compleja financiación internacional que reciben; a nivel local, ayudarlos a acelerar la aplicación de estos fondos y a adoptar una respuesta al VIH de desarrollo sostenible a largo plazo, fortalecer su capacidad de monitoreo y evaluación para que puedan comprobar la efectividad y la transparencia de su respuesta al sida, y establecer sistemas financieros y de salud más sólidos.

El Banco Mundial fue una de las primeras organizaciones que ofreció una respuesta al sida en todo el mundo. Desde el año 2000, ha destinado más de US$ 1.500 millones a más de 30 países de África subsahariana para ayudarles a hacer frente a su epidemia. El Banco Mundial, uno de los diez copatrocinadores del Programa Conjunto de las Naciones Unidas sobre el VIH/SIDA (ONUSIDA), es la organización líder en áreas de planificación estratégica, gobernanza y gestión financiera.