Del aislamiento a la integración: un proyecto rwandés transforma la vida de las mujeres

Bookmark and Share

Reportaje

Del aislamiento a la integración: un proyecto rwandés transforma la vida de las mujeres

24 de marzo de 2011

Joy Ndugutse, confundadora de Gahaya Links, le muestra al director ejecutivo de ONUSIDA, el Sr. Michel Sidibé, una selección de productos de artesanía realizados por mujeres rwandesas para el mercado norteamericano.

En 2004, dos hermanas pusieron en marcha en Rwanda una iniciativa trade-not-aid (Comercio, no ayuda) de producción de artesanía selecta. Desde sus humildes inicios, en los que contaba con sólo 20 artesanas del remoto pueblo de Gitarama, la organización Gahaya Links ha crecido hasta estar formada por una red de 5000 tejedores de todo el país.

La mayoría de sus empleados son mujeres que perdieron a sus maridos e hijos durante el genocidio rwandés de 1994. Muchas son VIH-positivas. Los ingresos procedentes de su trabajo les permiten garantizar los alimentos, la educación y la atención sanitaria a su familia.

"Es desarrollo en acción". Así lo calificó el director ejecutivo de ONUSIDA, el Sr. Michel Sidibé, durante su visita a la oficina principal de Gahaya Links el martes. "Es un perfecto ejemplo de cómo recuperar la dignidad de las personas que viven con el VIH", añadió. Durante una visita guiada a este proyecto, el Sr. Sidibé pudo comprobar de primera mano el surtido de productos artesanales a la venta, entre los que cabe destacar los cestos entretejidos de vivos colores y los collares de ganchillo con abalorios de cristal.

Gahaya Links organiza sesiones sobre prevención del VIH para sus empleados y colabora con otras entidades y centros sanitarios del país para garantizar a sus mujeres la atención y el tratamiento antirretrovírico. Este programa fomenta un ambiente de apoyo, cooperación y confianza mutua entre las personas que viven con el VIH.

Joy Ndugutse, cofundadora de la organización, le explicó al Sr. Sidibé cómo ha transformado este proyecto la vida de las mujeres seropositivas. "Son más fuertes y han ganado confianza", y añadió que muchas más podrían beneficiarse de este tipo de apoyo.

Gahaya Links colabora estrechamente con Same Sky, una compañía neoyorquina fundada por la empresaria social Francine Le Frak, que comercializa la artesanía rwandesa en el mercado norteamericano. El dinero recaudado se reinvierte para ampliar la actividad en otras regiones del mundo y dar empleo a más artesanas.

PrePex: ¿la nueva herramienta de prevención del VIH?

Desde Kigali, el Sr. Sidibé también visitó el hospital de Nyamata, que es un centro público que da servicio a una población de aproximadamente 300.000 personas, y que resultó elegido para un estudio de seguridad de un nuevo método no quirúrgico de circuncisión masculina llamado "PrePex".

"El aspecto más interesante de Prepex es que no requiere pasar por la sala de operaciones", afirmó el Dr. Agnes Binagwaho, secretario permanente del Ministerio de Salud rwandés. "Puede llevarse a cabo en cualquier espacio limpio, es económicamente rentable y puede realizarlo personal sanitario sin necesidad de que estén altamente cualificados", añadió.

Los estudios demuestran que la circuncisión masculina a adultos reduce en un 60% el riesgo de que resulten contagiados por la interacción con las mujeres. Sin embargo, las técnicas existentes requieren la participación de profesionales altamente cualificados y de espacios quirúrgicos.

Durante su visita al hospital, el Sr. Sidibé alabó a las autoridades sanitarias de Rwanda por su trabajo en este innovador estudio. "Prepex supone una revolución en el proyecto de aceleración de la prevención del VIH", comentó. Si se confirma que PrePex es seguro y efectivo mediante estudios más amplios, podría autorizarse su utilización médica para triplicar el número de circuncisiones masculinas que realizan cada día los