Sudán se compromete a intensificar su respuesta al VIH

Bookmark and Share

Reportaje

Sudán se compromete a intensificar su respuesta al VIH

16 de diciembre de 2012

De izquierda a derecha: La Sra. Mahasen Abdelarman, esposa del gobernador de River Nile State; el Dr. Hamidreza Setayesh, coordinador de país de ONUSIDA; S.E. la Sra. Widad Babiker, esposa del presidente de Sudán, y otras esposas de gobernadores y miembros de la sociedad civil pertenecientes a la "Coalición Sudanesa de Mujeres y Sida", diciembre de 2012, Atbarah, River Nile.

A pesar de años de conflicto y emergencias humanitarias, Sudán está intensificando su respuesta al VIH. Se estima que en todo Sudán hay 69.000 personas que viven con el VIH y que la prevalencia del virus es del 0,4%. Los cálculos muestran también que solo el 10% de la cantidad estimada de personas que necesita tratamiento antirretrovírico lo recibe.

Sudán presenta una de las poblaciones más numerosas de personas que viven con el VIH de Oriente Medio y el Norte de África, pero el país está avanzando en la corrección de algunos obstáculos que han estado impidiendo la ampliación de los servicios de prevención, tratamiento y atención para el VIH. En la actualidad, más de 150 centros ofrecen asesoramiento y la realización de las pruebas y se han establecido 32 centros de tratamiento en todo el país para hacer que el tratamiento antirretrovírico sea más accesible.

En una reunión organizada por la Coalición Sudanesa sobre Mujeres y Sida* en Atbarah, River Nile State, los responsables del gobierno, junto con la Coalición Sudanesa de Mujeres y Sida, reafirmaron su compromiso de proporcionar una respuesta integral al VIH.

Su excelencia, Widad Babiker, Primera Dama de Sudán, se dirigió a los participantes e hizo un llamamiento a unas alianzas más fuertes para prevenir los nuevos casos de infección por el VIH. Dijo: "Además de los gobiernos federales y locales, la responsabilidad de la prevención del VIH sigue recayendo en cada uno de nosotros. Debemos comprometemos a lograr una generación sin estigma ni discriminación y sin VIH. Una de las manera de lograrlo es ampliar las pruebas de detección del VIH para las mujeres embarazadas".

Los participantes comentaron y recibieron información sobre la respuesta al VIH en su país y en todo el mundo árabe. Debatieron asuntos relacionados con los derechos humanos, particularmente de las mujeres y las niñas, en el contexto del VIH y descubrieron que la epidemia de VIH de la región de Oriente Medio y Norte de África es una de las que experimenta un crecimiento más veloz en todo el mundo, lo que significa que las intervenciones de prevención en la región no han detenido de manera suficiente la propagación de la epidemia.

Debemos comprometernos a lograr una generación sin estigma ni discriminación y sin VIH. Una de las maneras de hacerlo es ampliar las pruebas de detección del VIH para las mujeres embarazadas

Su Excelencia, Widad Babiker, Primera Dama de Sudán

Los participantes acordaron que todos los sectores del país deberán contribuir al desarrollo de una respuesta eficaz al sida basada en los datos y anclada en el respeto a los derechos humanos. Durante la reunión, crearon un plan de trabajo para cada distrito electoral que incluye apoyo a las mujeres que viven con el VIH, campañas de reducción de la estigmatización, movilización de las organizaciones benéficas y defensa de la campaña "Muestra tu amor, hazte la prueba" que está diseñada para intensificar los esfuerzos por detener los nuevos casos de infección por el VIH en niños.

El gobierno sudanés ha demostrado un compromiso firme. En una rueda de prensa a la que asistieron tres ministros federales con motivo del Día Mundial del Sida, Su Excelencia, el Dr. Ahmed Bilal, ministro federal de Cultura y Comunicación y portavoz del gobierno sudanés dijo: "El VIH es una realidad en Sudán y no se puede tratar de manera eficaz si seguimos escondiendo la cabeza en la tierra".

Su Excelencia, el Dr. Amira El-Fadil, ministro de Bienestar y Seguridad Social hizo un llamamiento a la creación de alianzas sostenibles con la sociedad civil, las organizaciones juveniles y los medios de comunicación, así como a los imanes y líderes religiosos para llegar a todos los sectores de la población. El Dr. Bahar Idris, ministro federal de Sanidad, añadió que la reducción de los nuevos casos de infección por el VIH requerirán un significativo esfuerzo multisectorial: "No podemos seguir viviendo en la negación y atribuyendo el sida a los países vecinos", afirmó.

El Dr. Hamidreza Setayesh, coordinador de país de ONUSIDA, elogió el compromiso político del país con la respuesta al sida. También recalcó la necesidad de una ampliación rápida y significativa de la cobertura de los servicios relacionados con el VIH, así como un aumento de los recursos nacionales para el sida en Sudán. "Es desafortunado e inaceptable ver que 9 de cada 10 personas que necesitan tratamiento antirretrovírico en Sudán están privadas de estas medidas que salvan medidas", dijo el Sr. Setayesh. "Con el sólido compromiso demostrado por el gobierno y el liderazgo de Su Excelencia, la Sra. Widad, Sudán puede mostrar a la región y al mundo islámico que el acceso universal es factible".

*La Coalización Sudanesa sobre Mujeres y Sida está constituida por las esposas de los gobernadores de los estados, mujeres que viven con el VIH, asociaciones pertenecientes a la Red contra el sida de Sudán y las autoridades federales y locales.