Comunicado de prensa

Sudáfrica presenta una gran campaña sobre prevención y tratamiento del VIH

20100425_ZumaMS_200.jpg 
El director ejecutivo de ONUSIDA Michel Sidibé y el presidente de Sudáfrica, Jacob Zuma (a la derecha) en la ceremonia de presentación de la campaña el 25 de abril de 2010. Fotografía: ONUSIDA/A. Vlachakis

JOHANNESBURGO, 25 de abril de 2010 - El presidente Zuma presentó hoy una ambiciosa campaña que podría cambiar el curso de la epidemia del sida, tanto en Sudáfrica como en resto del mundo. El objetivo de la campaña consiste en someter a 15 millones de personas a las pruebas del VIH para el 2011, y no solo a 2,5 millones como ocurrió en el 2009, lo que supondría alcanzar una cifra seis veces mayor en tan solo dos años. Gracias a dicha campaña, 1,5 millones de personas habrán recibido tratamiento antirretrovírico para junio de 2011, dejando así atrás la cifra de un millón de personas registrada en 2009.

"Sudáfrica puede acabar con la trayectoria de la epidemia del VIH", afirmó el director ejecutivo de ONUSIDA Michel Sidibé, que asistió a la ceremonia de presentación de la campaña en Gauteng junto con los líderes sudafricanos. "Se espera que esta campaña tenga un efecto equivalente al del conseguido por la ‘Comisión de la verdad y la reconciliación’ en la respuesta nacional al sida".

Sudáfrica es el país en el que se registra el mayor número de personas que viven con el VIH; aproximadamente 5,7 millones de personas viven con el VIH en país, lo que representa casi una sexta parte de la carga de morbilidad mundial. Alrededor del 18% de los adultos que habitan en Sudáfrica han contraído la infección por el VIH.

Las pruebas del VIH constituyen un tema central de debate en torno a cuestiones difíciles de abordar, tales como la sexualidad, la violencia contra las mujeres y el sexo intergeneracional. Así, a través de la campaña, cada una de las personas que se sometan a las pruebas recibirá también 100 preservativos y, de este modo, se ofrecerá una nueva oportunidad de diálogo sobre la prevención del VIH y las relaciones sexuales seguras para todas las comunidades.

El precio de la mayoría de los antirretrovíricos que se distribuyen en Sudáfrica es entre un 25 y un 30% más elevado que el del precio medio para dichos medicamentos a nivel internacional, lo que supone, además, un importante reto para el país en sus esfuerzos por ampliar el acceso al tratamiento. ONUSIDA, por su parte, acoge de buen grado las modificaciones que se han llevado a cabo recientemente en la política del Gobierno de Sudáfrica, a través de las cuales se pretende reducir los costes de la provisión de tratamiento antirretrovírico.
 
"Esta es la primera vez que un país acepta el compromiso de mejorar en materia de prevención y tratamiento del VIH de forma tan rápida y para tanta gente", afirmó el Sr. Michel Sidibé, director ejecutivo de ONUSIDA. "Mi más sincera enhorabuena a Sudáfrica por esta heroica iniciativa".

Sudáfrica financia más de dos tercios de su respuesta al sida. En 2010, los líderes del país destinaron 1.000 millones de dólares estadounidenses a la respuesta al sida (un 30% más que el presupuesto dirigido a dicha causa el año anterior).

Centro de prensa

Descargar la versión imprimible (PDF)


Región/país