Comunicado de prensa

Los parlamentarios piden que se eliminen las restricciones para viajar que afectan a las personas que viven con el VIH

ONUSIDA y la Unión Interparlamentaria unen sus fuerzas para instar a los países a que eliminen las restricciones relacionadas con el VIH en la entrada, estancia o residencia y a que reduzcan el estigma y la discriminación.

BANGKOK, 28 de marzo de 2010 – Parlamentarios de todo el mundo están pidiendo a los gobiernos que eliminen las restricciones para viajar que afectan a las personas que viven con el VIH. Este llamamiento se ha realizado hoy en Bangkok durante la 112ª Asamblea de la Unión Interparlamentaria.

La Unión Interparlamentaria y ONUSIDA están instando a los parlamentarios de los países donde existen estas restricciones a que desempeñen un papel de liderazgo en su eliminación. Las dos organizaciones también piden a los parlamentarios que defiendan la legislación y el cumplimiento de las leyes para proteger a las personas que viven con el VIH de la discriminación basada en su estado serológico.

“Poniendo restricciones a los viajes y al movimiento de las personas que viven con el VIH les robamos innecesariamente su dignidad y su igualdad de derechos", afirmó Theo-Ben Gurirab, presidente de la Unión Interparlamentaria. “Los parlamentarios tienen el deber de proteger los derechos de todos los ciudadanos, incluidas las personas que viven con el VIH”.

Actualmente, 52 países, territorios y áreas imponen algún tipo de restricción relacionada con el VIH en la entrada, estancia o residencia de las personas en función de su estado seropositivo. Algunas de estas restricciones prohíben por completo la entrada de personas VIH-positivas independientemente de la razón la duración de la estancia; otras prohíben las estancias cortas, por ejemplo los viajes turísticos, o las estancias más largas, como la inmigración, el trabajo migratorio, el asilo, el estudio, el empleo internacional o el servicio consular.

“Las restricciones para viajar que afectan a las personas que viven con el VIH no protegen la salud pública y están desfasadas en la era del acceso universal a la prevención y al tratamiento del VIH”, afirmó Sidibé, director ejecutivo de ONUSIDA. “Los parlamentarios pueden desempeñar una labor vital a la hora de eliminar estas leyes y restricciones discriminatorias”.

En julio de 2008, el Secretario General de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, reiteró el llamamiento que las Naciones Unidas llevan realizando desde hace tiempo para que se eliminen las restricciones en la entrada, estancia o residencia relacionadas con el VIH. ONUSIDA está haciendo un seguimiento meticuloso de qué países siguen haciendo uso de estas restricciones y ha denominado el 2010 como “el año de la misma libertad de movimiento para todos".

Centro de prensa

Descargar la versión imprimible (PDF)


Región/país