La responsabilidad nacional y el desarrollo de las capacidades son fundamentales para hacer avanzar la respuesta al sida

Bookmark and Share

Reportaje

La responsabilidad nacional y el desarrollo de las capacidades son fundamentales para hacer avanzar la respuesta al sida

29 de julio de 2011

Fotografía: ONUSIDA/P.Virot

En la pasada década, el aumento del compromiso y la financiación ha permitido a los países impulsar sus respuestas al VIH. Sin embargo, muchos de los logros siguen siendo frágiles, ya que los países afrontan desafíos para hacerse cargo de sus propias respuestas al sida. 

Tras la Reunión de Alto Nivel sobre el Sida, en la que los líderes mundiales acordaron objetivos audaces, ONUSIDA celebró un taller en Dar es Salaam, Tanzania, para reforzar las inversiones en el desarrollo de las capacidades de seis países del África Subsahariana: Benin, Etiopía, Ghana, Malawi, Nigeria y Swazilandia.

El enfoque del taller se centraba en aumentar la responsabilidad del país en su respuesta al sida. El taller también animó a los países a compartir experiencias e identificar cuellos de botella. Según los participantes, algunos de los desafíos clave son las limitaciones en la ejecución de los programas, los malos sistemas de gobierno, la ausencia de liderazgo y de recursos humanos y unas capacidades de gestión y económicas desiguales

“El área de desarrollo de las capacidades es un área de aprendizaje para Etiopía. Mediante este taller hemos aprendido de los obstáculos y desafíos a los que se enfrentan los países y cómo evitar dichos escollos", dijo Alemu Arno Ararso, director de Coordinación de la respuesta multisectorial en la Oficina Federal de Control y Prevención del VIH/Sida (FHAPCO) de Etiopía. "Sabemos que invertir en el desarrollo de las capacidades ayudará a que nuestro país alcance sus objetivos y resultados previstos respecto al sida", añadió el Sr. Ararso.

Sabemos que invertir en el desarrollo de las capacidades ayudará a que nuestro país alcance sus objetivos y resultados previstos respecto al sida

Director de Coordinación de la Respuesta Multisectorial de la Oficina de Control y Prevención del VIH/sida de Etiopía, Sr. Alemu Arno Ararso

Los seis países han recibido becas de la CE para desarrollar y ejecutar planes de apoyo técnico, corrigiendo problemas, como los sistemas de gobierno, el desarrollo de liderazgo, los recursos humanos y las capacidades de gestión económica.

Ghana, Nigeria y Swazilandia han integrado el apoyo técnico y los planes de desarrollo de capacidades en los marcos estratégicos sobre el sida nacionales y están comenzando su puesta en práctica. Ghana planea utilizar la beca de la CE para reunir a socios de desarrollo a fin de debatir la creación de un fondo conjunto para la provisión de asistencia técnica. Además, Ghana está trabajando con el ámbito académico para establecer programas formativos sobre el refuerzo, la vigilancia y la evaluación de los sistemas sanitarios, con vistas a crear unas capacidades nacionales sostenibles y a largo plazo.

Al final de taller, los participantes enfatizaron la importancia de las asociaciones nacionales con organizaciones como las universidades. Se hizo una mención especial al hecho de que, a pesar de los esfuerzos de los países por aumentar las capacidades nacionales, la migración de los profesionales cualificados ha reducido su impacto.

“Ahora que los esfuerzos evolucionan desde una situación de emergencia hacia una respuesta más sostenida, las capacidades nacionales deben desarrollarse en una serie de áreas centrales", afirmó la directora de equipos de la División de Eficacia de la Ayuda y Capacidad Nacional, Angela Trenton Mbonde. "La responsabilidad nacional y el desarrollo de capacidades deben desempeñar un papel más importante en el avance de la respuesta al sida", añadió.

Los conocimientos y experiencias de los países compartidos durante todo el taller proporcionarán datos para la revisión de la Nota orientativa sobre el desarrollo de capacidades de ONUSIDA, dirigida a fomentar un conocimiento común sobre el desarrollo de las capacidades en el contexto de la planificación de la asistencia técnica y los programas nacionales sobre el VIH.